Bargas á Toledo

Publicada el: 13 / Feb / 2012

Etiquetas: , , , , , , , , , , ,

El más próximo antecedente respecto de una comunicación entre Bargas y Toledo se debió al proyecto de establecimiento de un tranvía eléctrico que, partiendo de Toledo  desde la Plaza del Zocodover, cruzara la localidad de Bargas y terminara en la estación del ferrocarril  de Madrid a Cáceres y Portugal. Desde el Miradero en Toledo , partiría un ramal  hasta la estación del ferrocarril de Madrid, y desde Zocodover uno que termine en las Cuatro Calles, cuyas longitudes proyectadas se reflejan en el siguiente cuadro:

tramo metro líneales
linea general (incluso cruces) 14.230
ramal a la estación 1.450
ramal a las Cuatro Calles y tramo con doble vía 575
Total proyecto 16.275

(GCH, 01.04.1904)

se contempló un ramal entre Bargas y  Olías del Rey, por el camino de la estación de Bargas, carretera del Ventorrillo de San Francisco á Valmojado y de Madrid a Toledo, terrenos de La Cañada entre los términos de Bargas a Olías y camino que comunica a Olías del Rey (GCH, 24.07.1903). Este proyecto que no se llegó a materializar.

No obstante por noticia de la publicación “Los Transportes Férreos ” conocemos la solicitud formulada en julio de  1903, en la que se solicita la concesión de un tranvía á vapor entre la linea general de Madrid a Malpartida , hasta Toledo, con ramal de Bargas á Olias de Rey. En este caso el sistema de tracción no era el de un tranvía eléctrico, sino de vapor. En cambio la dualidad de tracciones era evidente puesto que se concebía como  tranvía eléctrico entre la Plaza del Zocodover y la estación de Bargas a lo largo de 14.250 ml, con idéntico ramal a la estación de 1.450 ml.

Realmente esta linea unía las lineas del MCP con la de MZA. Manifestando  “Los Transportes Férreos “, la escasa confianza mostrada en la viabilidad de este proyecto, por estar reducida a los escasos tráficos locales.

No vuelve a aparecer otro proyecto que afecte a esta zona hasta, hasta que se formuló la solicitud de 9 de junio de 1911, por Rafael Malato y Yuste ,  para establecer un ferrocarril secundario con garantía de interés por el Estado, acompañando proyecto y fianza provisional. E cuyo caso la Administración publicitó la solicitud para que en el plazo de 60 dias se presentaran otros proyectos que mejoraran el presentado ( Revista Adelante ,  nº 15 , 15.07.1911).

Hasta que finalmente la línea de ancho 1.670 mm, entre Bargas y Toledo, actuó de enlace de la línea de Madrid a Ciudad Real  con la  de  Madrid a Valencia de Alcántara, rompiendo la dificultosa Terminal de Toledo en  fondo de saco, al quedar Toledo excluida del proyecto entre Madrid y Extremadura.  Bargas estaba situada en el Pk 64 de la línea de Madrid á Cáceres.

Las exigencias de establecimiento de este ferrocarril, llevó al Ayuntamiento de Toledo a aprobar una moción presentada por el concejal Sr. Serrano, por la que se solicitaba del Directorio de Primo de Rivera, la construcción de esta línea, pasando por la Fábrica Nacional de Armas (Gaceta de los Caminos de Hierro, 01.08.1924). Propiciando la segunda intentona de inclusión en el Plan Preferente de Ferrocarriles de Urgente Construcción  autorizado por el Directorio de Primo de Rivera  el 8 de agosto de 1926, La línea, fue estudiada por los ingenieros de caminos  Manuel Bellido y Antonio S. Peralba, ambos pertenecientes a la Jefatura de Estudios y Construcciones  del Centro y Sur de España (Gaceta de los Caminos de Hierro, 0104.1926). Peligrando la proximidad al pueblo de Barga, la dirección facultativa en un nuevo replanteo acercó la línea a 1000 ml del casco urbano de aquella población, pese a que entre la estación proyectada y el pueblo existía un fuerte desnivel. La estación de partida situada en Toledo (La Alberqilla), cruzaría el Tajo entre Casa de Campo y Azucaica mediante un puente de 800 ml, cuyo coste se calculó en 500.000 pts, en tanto que el resto de la linea se calculó un coste no superior a las 400.000 pts.

Se estableció un concurso con una base de salida de 5.693.159,56 peseta, adjudicadas el 13 de octubre de 1926 a la sociedad  Angel Aisa y Hermano con una baja del 27,3 % (4.131.657 pts) publicada en la Gaceta de Madrid del 22 de octubre del mismo año. El procedimiento de adjudicación por concurso fue autorizado por la Orden de 6 de agosto de 1926.

Las estaciones del trayecto, según el proyecto, quedarían establecidas en : Toledo, Azucaica, Mazarracín, Higares, Olias del Rey, Bargas

Con cargo al Plan de Ferrocarriles de Urgente Construcción  y destinado a las partidas de explanación y obras de fábrica, se adjudicaron obras por 4.131.657 pesetas, con un plazo de ejecución de año y medio, de las que en 31 de diciembre de 1929 se llevaban ejecutadas obras por valor de 2.546.087,30 pesetas , quedando pendientes de invertir 1.585.570 pesetas. Sus 18 Kms de línea se construyeron con evidente lentitud puesto que en 1930 únicamente se llevaban certificadas un 70 % de las obras. Paralizadas desde 1932, se rescindió el contrato de ejecución en 1934.

Dentro del Plan de Ferrocarriles de Urgente Construcción de 1926, y según la ley de la República del 13 de abril de 1932, signada por Indalecio Prieto en su calidad de Ministro de Obras Públicas, el 23 de Junio del mismo año, quedó esta línea incluida en el apartado 2º, en el que se ordenaba que se arbitraran recursos suficientes para acelerar en lo posible su construcción (Gaceta de los Caminos de Hierro, 15.07.1932), presentando el siguiente cuadro de situación de la inversión hasta aquel momento:

Gastado pts Por gastar pts Total Pesetas
Infraestructura

3.600.000

1.000.000

4.600.000

Superestructura

2.100.000

2.100.000

Material Móvil
TOTAL

3.600.000

3.100.000

6.700.000

El enlace de la línea  Castillejo a Toledo con la de Bargas á Toledo, se contempló en la Orden de 12 de junio de 1938 y su  ejecución se completó el 30 de noviembre de 1938, se realizó por efectos logísticos de la guerra civil siendo iniciadas y completadas provisionalmente por las fuerzas del General  Franco, siendo inaugurado  el 22 de marzo de 1939. Y, puesta bajo la administración de la Compañía Nacional de los Ferrocarriles del Oeste de España a partir del 20 de agosto de 1939.

El tramo contaba con una longitud de 18,6 kilómetros en ancho ibérico, partía de la estación  de Bargas donde se situaba el PK 0 , alcanzaba el apeadero de Olías del Rey situado en el Pk. 5,4  llegando hasta Higares en el PK 9,4 contando su obra de fábrica más significativa era el puente sobre el río Tajo desde donde accedía a la estación de Toledo . (Los datos sobre las estaciones han sido tomados de los consignados por la Federación de Amigos del Ferrocarril de Castilla La Mancha).

La ligereza en su construcción y la provisionalidad de la misma la hizo vulnerable a las crecidas del Tajo, quedando en 1941 destruido un puente cercano a Toledo, reiterada su destrucción en una nueva riada el 26 de febrero de 1947, se suspendieron las circulaciones, levantando la vía  en virtud de un decreto del 11 de noviembre de 1955. La Orden Ministerial de 3 de octubre de 1956 (BOE, 15.10.1956) adjudicó a Ramón Torruella Vilardosa el levante de las vías como adjudicatario de la subasta celebrada el 7 de septiembre de ese mismo año , por 329.662,34 pesetas

Este tramo fue incluido por RENFE en su plan de cierre de líneas de 1968.

Ferrocarriles de Vía Ancha, de Vía Estrecha, Cremalleras, Funiculares y Ferrocarriles Industriales


Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

contador de visitas